Noticias Sigloxxi Guatemala

Jessica Gramajo

jgramajo@siglo21.com.gt

Foguavi: 13,500 casas pagadas, sin terminar

Datos corresponden a subsidios entregados en el gobierno anterior. El departamento de Jutiapa es el más perjudicado.

Se presentaron 50 denuncias ante el MP contra las constructoras que incumplieron, según el director del Fondo.

Foguavi: 13,500 casas pagadas, sin terminar

Lo que se inició como un sueño terminó siendo una pesadilla para miles de familias que vieron frustradas sus ilusiones. El director general del Fondo Guatemalteco para la Vivienda (Foguavi), Oswaldo Mejía, denunció que en el gobierno anterior varias constructoras dejaron sin concluir 13,500 viviendas. No obstante, sí se reportó la ejecución financiera. “Encontramos que en la mayoría de proyectos se les pagó a los constructores por arriba del 75%, pero el avance físico de las viviendas no sobrepasaba el 35%”, reclamó el directivo del Fondo.

El hallazgo se realizó después de que el Fondo solicitó la elaboración de un censo a la empresa privada Conspro. La firma visitó los lugares donde se realizaron proyectos habitacionales y verificó que, del total de los subsidios entregados durante el período del ex presidente Óscar Berger, 8,986 viviendas estaban sin terminar. No obstante, el director de Foguavi aseguró a Siglo Veintiuno que son 13,500 unidades en esa situación.

Según Foguavi, el departamento más afectado es Jutiapa, donde se detectaron 1,394 viviendas iniciadas, pero no terminadas; seguido por Zacapa, con 1,067; Alta Verapaz, 955; Escuintla, con 836, y Suchitepéquez, con 814. Los únicos lugares ajenos al problema fueron Baja Verapaz y Chimaltenango (lea: Menos beneficiarios).

El ex ministro de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda, Francisco Unda, quien fungió en el cargo durante el período del ex presidente Berger declaró: “Después de tantos años yo ya no me recuerdo de los datos”. Siglo Veintiuno también trató de hablar con José Luis Gándara, quien dirigió el Foguavi en ese entonces, pero no respondió su teléfono celular.

 

Un problema añejo

Mejía estima que esta situación no se ha dado sólo en la administración anterior, y explica que todo se debe a la forma como esa entidad trabaja desde su creación, pues el subsidio se entrega a los constructores. Además, dice, no se determina la forma en que se tienen que dar los adelantos financieros. “Por ese motivo, en este momento se entregan contra avance comprobado del 30%”, detalla (lea: Diferencias en asignación).

Sin embargo, la vicepresidenta de la Asociación Nacional de Constructores de Viviendas (Anacovi), Patricia de Ruano, quien representa a esa entidad ante la Junta Directiva del Foguavi, dice que la única forma para solucionar  el problema es que esta dependencia deje de funcionar como una banca de segundo piso. “Ellos no tienen por qué tratar con contratistas, sino las familias deben tener el derecho de elegir con quién y dónde comprar”, reclama.

Además, dice con el método actual “cualquiera se vuelve desarrollador”, porque recibe anticipos sin haber construido nada, y no se puede controlar calidad, ni factibilidad del proyecto. De igual forma, lamenta la mala supervisión de Foguavi, por lo que recomienda trabajar en conjunto con entidades como el Instituto de Fomento de Hipotecas Aseguradas (FHA), que le daría un mayor respaldo al trabajo que se hace.

 

¿Y los afectados?

Mientras los funcionarios intentan identificar las causas del problema, 13,500 familias que tuvieron la ilusión de tener un techo con condiciones mínimas para vivir se quedaron con las construcciones a medias.

Si las familias no tienen dinero para terminar su casa no pueden acudir al Fondo. Esto porque según la Ley de Fomento a la Vivienda, el Foguavi no puede dar dos subsidios a un mismo beneficiado, explicó la directiva de Anacovi. “Yo sé que las familias no tienen la culpa, pero hay que cumplir la Ley. Hay que identificar a las constructoras y procesarlas legalmente. Tienen que devolver el dinero. De lo contrario, el Gobierno tiene que buscar la manera de ayudarlas”, enfatizó.

El director del Foguavi aseguró que ya presentaron más de 50 denuncias ante el Ministerio Público (MP) para que procese a los desarrolladores. Agrega que están trabajando en conjunto con las municipalidades del país para identificar los avances físicos y los materiales necesarios, con el fin de llevar ayuda a los afectados.

“Muchos de los damnificados terminaron sus viviendas por sus propios medios, pero la mayoría no pudo hacerlo. A ellos se les hará llegar la ayuda en conjunto con las autoridades ediles”, afirma el funcionario.

Fotos

Noticias Sigloxxi Guatemala
  • Foguavi: 13,500 casas pagadas, sin terminar

Así lo dijo

Noticias Sigloxxi Guatemala
  • “Se les pagó a los constructores por arriba del 75%, pero el avance físico no superaba el 35%.” — Oswaldo Mejía | Foguavi

Recuadros

Noticias Sigloxxi Guatemala
  • DIFERENCIAS EN ASIGANCACIÓN La administración pasada no es la única que presentó datos erróneos. Según la memoria de labores del Foguavi de 2009, esa entidad entregó 16,764 subsidios e hicieron anticipos en otros 1,008 casos. En esto se invirtieron Q237.0 millones. No obstante, el Sistema de Contabilidad Integrada (Sicoin) del Ministerio de Finanzas (MFP) reporta que la institución tuvo una asignación presupuestaria de Q205.3 millones, de los cuales ejecutó 68.8%, y sólo Q170.8 millones se destinaron para subsidios. El director del Foguavi, Oswaldo Mejía, asegura que se ejecutaron Q246.8 millones, pero el MFP les impidió registrar Q76.0 millones, por lo que no aparecen en el Sicoin. “Desconozco la razón, pero fue una disposición de Finanzas y tuvimos que acatarla. Además, eso nos perjudicará en el presupuesto de este año, porque los Q76.0 millones tendrán que reportarse ahora”, explica.

Comentarios

Noticias Sigloxxi Guatemala

La opción de comentar está abierta a todos los usuarios, aunque le pedimos por favor mantenerse dentro del tema del artículo y no publicar comentarios ofensivos o publicidad. Nos reservamos el derecho de eliminar cualquier comentario que no cumpla con estas reglas.